fbpx

ARMANDO GUERRERO

ARMANDO GUERRERO

EL RESPLANDOR DE LA DIVINIDAD

Por: Lorena Vazquezmellado

Armando Guerrero comienza su carrera como artista a los 14 años. Actualmente es uno de los pintores más reconocidos de Oaxaca.

Armando Guerrero nacido en CDMX en el año de 1969 se considera oaxaqueño por adopción. Es un artista plástico que comienza a consolidar su carrera después de su especialización en las artes en la Real Academía de San Carlos. En el transcurso de algunos años dedica buena parte de su trabajo al arte conceptual al colaborar con personalidades como Gilberto Aceves Navarro, Felipe Herembert, Maris Bustamante, Juan Acha y Javier Anzures. Esto refuerza su andar como un artista dotado de una concepción tajante y muy concreta acerca de los fenómenos artísticos y culturales.

Desde el contexto de las artes, para él la posmodernidad es un suceso importante que  conceptualiza como “tiempos líquidos”. En donde no saber qué pasaría sería la constante de un cuestionamiento que basado en la reflexión, resultaría justamente en logar aterrizar un panorama que pese al cambio constante, indicaría el rumbo de diversas expresiones artísticas.

Esto ayuda a entender la importancia que otorga a la atemporalidad con respecto a las manifestaciones del arte contemporáneo en relación con su obra pictórica. Basado primordialmente en la conceptualización, el antes y el después desaparecen para hacerse presente únicamente el hoy.

Para Guerrero, la experiencia estética nace desde el primer contacto con la idea de creación, haciendo que el objeto o su representación tangible quede en un segundo plano. La naturaleza en su propia esencia se oculta del significado, de la figura y se aferra a todo aquello que se encuentre fuera de la materia.

Su obra pictórica, pese a la presencia de lo eviente –la figura-, no la considera como encallada en el arte figurativo. Para él éste es inexistente, puesto que todo aquello que se manifieste fuera de su origen o pretenda ser representado es simplemente una abstracción.

En grandes formatos primordialmente, va erigiendo un caos relativo que encuentra orden una vez que el todo se integra. Con carboncillo Guerrero comienza planteando líneas, donde roba el espíritu de la naturaleza. Luego, con materia pictórica muy líquida (óleo), sin pretender controlar su movimiento, comienza a fluir en el plano para matar los vacíos y sin temor alguno entre trazos definidos y escurridos, todo comienza a suceder. Materia transparente y densa (encáustica y/o arena o polvo de minerales) que al interactuar comienza a vislumbrar un paisaje místico que evoca la quietud del silencio, el movimiento del viento y la comunión con la divinidad. La espátula también se hace presente, haciendo surcos que rodean el protagonismo de los puntos dorados dentro de su composición.

Con árboles, ramas, hojas, balsas y mundos que se enlazan más allá de la realidad física, Guerrero logra representaciones fuera de un mundo habitual y pinta panoramas que se ocultan del ser de la propia representación. Una personalidad oscura y fuerte que encuentra vida en planos delineados que se integran con el flujo de lo eterno. No pretende cuestionar ni criticar, sólo ser el guía -como cuando Virgilio guía a Dante- de la introspección del espectador mediante una elipsis de la razón que convierte en metáfora a partir de su obra. Cuerpo, alma y espíritu; una trilogía presente en la atemporalidad de una consciencia infinita en la que el tiempo desaparece, de tal manera que todo aquel que se enfrente a su obra sienta el inmenso resplandor de la divinidad.

No queda más que observar y adentrarse en su trabajo pictórico. Un universo donde una balsa puede ser el vehículo, el desierto un acompañante, un árbol el testigo, y hojas secas que al pisarlas forman una alformbra de recuerdos y visiones futuras, que craquelan al compás del eterno instante.

Agradecemos todas las facilidades otorgadas por Pandea Pabellón de Arte para la realización de esta editorial.

 


Paseo Opera 4, Lomas de Angelópolis,
72830 Cholula de Rivadabia, Pue.
Teléfono: 01 222 705 3018

Puebla Life

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *